‘Los archivos del Pentágono’, la esencia del buen periodismo

0
355

En junio de 1971 los diarios más relevantes de los Estados Unidos tomaron la decisión de sacar a la luz los archivos del Pentágono, de manera que manifestaban la libertad de expresión en la compañía. Secretos escondidos durante cuatro décadas, y cuatro presidentes distintos, iban a salir a la luz pese a que ambos periódicos se jugaban su labor empresarial… podían haberse visto censurados por el gobierno. Sin embargo, decidieron tomar cartas en el asunto e investigar sobre las grandes mentiras que ocultó la Casa Blanca durante este período. El punto de honor y la valentía de los máximos dirigentes de los grandes colosos de la información permitieron destapar la verdad.

Katherine Graham (Meryl Streep), primera mujer editora del Post, tuvo que lidiar con los problemas empresariales, bajo la ayuda del director Ben Bradlee (Tom Hanks) que intentaba relanzar un periódico en decadencia, algo que consiguió especialmente con los archivos del Pentágono y posteriormente con el caso Watergate.

En esta cinta vemos que si los periódicos se ponen de acuerdo en luchar por la libertad de prensa pueden terminar ayudando a la sociedad, en ese sentido realiza una impecable labor social pese a que acabó en una dura batalla legal ante el Tribunal Supremo.

Steven Spielberg ha reclutado por primera vez a dos de los mejores intérpretes de la historia (Meryl Streep y Tom Hanks) para transmitir al público la verdadera importancia del cuarto poder, el periodismo. Para ello cuenta con el guion del oscarizado Josh Singer (Spotlight) y Liz Hannah, además del incansable John Williams a los mandos de la banda sonora a sus 86 años.

Con las candidaturas a Mejor Película y Mejor Actriz (Maryl Streep) a los Oscar se presenta esta gran película que ha supuesto un nuevo reto en la dilatada carrera de Spielberg. A lo largo de su trayectoria nos ha acostumbrado a todo tipo de géneros y cintas: E.T., el extraterrestre, Tiburón, La lista de SchindlerLincoln… En este caso el hilo del argumento te permite situarte en la piel de los personajes y viajar con ellos por las diferentes etapas que deben lidiar hasta conseguir la información necesaria para poder informar al mundo.

Este largometraje tiene todos los ingredientes necesarios para que la sociedad recuerde que con un periodismo fiable y comprometido con la ciudadanía puede llegar destapar los grandes males que esconden los políticos.

Muchos críticos catalogan esta cinta como la mejor sobre temática periodística desde Todos los hombres del presidente (1976). Lo cierto es que durante ese camino han aparecido grandes referencias como Spotlight (ganadora del Oscar en 2016), Al filo de la noticia (1987) o El dilema (1999). Entrar al debate de cuál es la mejor es innecesario porque cada una cuenta una historia diferente y todas son necesarias para darnos cuenta de la verdadera esencia del periodismo.