Unidas Podemos pierde presencia pese al empuje de la izquierda

Las elecciones impulsan a la izquierda pero también reflejan una disminución de Unidas Podemos y Compromís que han perdido en favor del PSOE, que ha sido el gran beneficiado del 28A

0
31

El auge de Vox ha obligado a la gente a llenar las urnas de votos socialistas. Pese a ello, el gran perjudicado de la izquierda es Unidas Podemos que ha visto como los de Ferraz han dado un golpe de efecto en las votaciones, consiguiendo su mejor resultado desde 2008, logrando 122 por los 169 que obtuvo Zapatero en el año citado.

El bloque liderado por Pablo Iglesias ha caído radicalmente (42) con respecto a las elecciones de 2016, donde consiguió un total de 71 escaños. Son los peores resultados conseguidos por el grupo morado desde que logró representación en 2015. Un balance provocado, entre otras razones, por la fuga de Íñigo Errejón del partido para centrarse en Más Madrid y así hacerle la guerra al partido del que fue el cofundador.

El propio Iglesias ha manifestado los motivos por los que cree que el partido no ha sacado los resultados que esperaban. “Uno de los problemas fundamentales ha sido dar una imagen interna que no ha estado a la altura ni de los militantes ni de los votantes”, ha asegurado Iglesias al conocer los resultados definitivos. Pese a ello se ha mostrado firme en la idea inicial que siempre ha manifestado. “Nuestra voluntad es trabajar para formar un gobierno de izquierdas. Esto nos llevará un tiempo, les pido que sean pacientes. Está todo abierto, nos hubiera gustado tener un resultado mejor”.

A pesar de este resultado, Unidas Podemos ha agradecido el elevado índice de participación que ha reflejado un 75,78%. “Ha habido una movilización electoral sin precedentes”, una declaración que muestra tanto el auge de Vox como la preocupación de las personas que en las últimas elecciones no se habían acercado a las urnas y que esta vez no han fallado ante el miedo generado.

“Vale la pena recalcar también que durante las últimas semanas se ha dado por muerta muchas veces a la fuerza social que representa Unidas Podemos. Esta fuerza social está viva, está muy viva y, además, ocupa un lugar central en la política española”, ha manifestado Héctor Illueca, número uno de las generales por Valencia.

Ahora llegan unos días marcados por las negociaciones, para las que han pedido calma. “Los resultados no son los que nos hubieran gustado pero ponen de manifiesto que en España no habrá un gobierno de extrema derecha. Se abre la puerta a un gobierno estable y solvente que ponga fin a la austeridad”, ha indicado Illueca, quien asegura que van a luchar por seguir impulsando la mejora de España, junto con el PSOE.

Precisamente en la primera comparecencia de Pedro Sánchez ante la gente desplazada a la sede del partido se han escuchado gritos de ‘con Rivera no’, en los que los asistentes han mostrado clara su postura sobre el gobierno que quieren. Precisamente la diputada de Unides Podemos en les Corts Valencianes Cristina Cabedo ha escrito un tuit alagando los gritos de la militancia del PSOE.

La izquierda tiene claro que para gobernar tiene que unirse y es el momento de tomar cartas en el asunto y ver cómo se va a efectuar todo el reparto en el Congreso.